La emoción, la razón y el corazón de la radio
Síguenos: 
  |  

Tras la pandemia, el mundo se enfrenta a una sombría mezcla de deuda, guerras comerciales y escasa productividad

Publicado: agosto 28, 2023
Tras la pandemia, el mundo se enfrenta a una sombría mezcla de deuda, guerras comerciales y escasa productividad Compartido por:

Fabrica - Forbes

Un estudio de la Fed exploró cuestiones de perspectivas de la innovación tecnológica, la deuda pública y el estado del comercio internacional

Los niveles récord de deuda pública, las tensiones geopolíticas que amenazan con dividir el sistema de comercio mundial y la probable persistencia de un escaso aumento de la productividad pueden cargar al mundo con un futuro de lento crecimiento que frene el desarrollo en algunos países tras la pandemia por Covid-19.

Esta visión de una economía mundial pospandémica se desprende de un estudio organizado por la Reserva Federal de Kansas City y debatido el fin de semana en el simposio de la Fed en Jackson Hole.

En él se exploraron cuestiones como las perspectivas de la innovación tecnológica, la deuda pública y el estado del comercio internacional en un momento en el que la invasión rusa de Ucrania y el conflicto entre Estados Unidos y China han erosionado un acuerdo mundial antaño amplio, al menos en teoría, para impulsar el libre flujo de bienes y servicios.

“Los países se encuentran ahora en un entorno más frágil. Han utilizado gran parte de sus recursos fiscales para hacer frente a una pandemia (…) Luego están las fuerzas impulsadas por las políticas, la fragmentación geoeconómica, las tensiones comerciales, la disociación entre Occidente y China”, dijo el economista jefe del Fondo Monetario Internacional, Pierre-Olivier Gourinchas, en una entrevista al margen de una conferencia anual de la Fed.

“Si llegamos a un punto en el que una parte del mundo está atascada sin ponerse al día y tiene grandes cantidades de población, eso crea tremendas presiones demográficas y presiones migratorias”.

Gourinchas dijo que es posible que el crecimiento mundial se asiente en una tendencia de alrededor del 3% anual, una cifra muy inferior a las tasas superiores al 4% observadas cuando los rápidos avances de la economía china impulsaron la producción mundial, y un nivel que algunos economistas consideran al borde de la recesión en un mundo en el que todavía deberían poder lograrse rápidos avances en los países grandes y menos desarrollados.

Pero en la economía pandémica emergente, “el entorno de crecimiento mundial se ha vuelto muy difícil”, dijo Maurice Obstfeld, execonomista jefe del FMI y ahora miembro del Instituto Peterson de Economía Internacional en Washington.

China sufre ahora lo que pueden ser problemas económicos crónicos junto con una población en retroceso. Las políticas industriales emergentes en Estados Unidos y otros países están reordenando las cadenas de producción mundiales de formas que pueden ser más duraderas o servir a fines de seguridad nacional, pero también ser menos eficientes.

El simposio es uno de los primeros intentos importantes de hacer balance de la evolución económica a largo plazo después de la pandemia y en medio de tensiones geopolíticas renovadas tras años en los que los funcionarios estuvieron preocupados inicialmente por la lucha contra el Covid-19 y luego tuvieron que centrarse en un aumento mundial de inflación.

Los economistas y los responsables a cargo de la política monetaria parecían coincidir en que dos tendencias anteriores a la pandemia, ambas con implicaciones para el crecimiento mundial, se habían intensificado por la crisis sanitaria y otros acontecimientos recientes.

Tras dispararse durante la crisis financiera mundial de hace 15 años, la relación entre la deuda pública y la producción económica mundial ha pasado del 40% al 60% gracias al gasto de la pandemia, y es probable que ahora se encuentre en un nivel en el que una reducción seria de la deuda no sea políticamente factible, escribieron en un documento Serkan Arslanalp, economista del Fondo Monetario Internacional, y Barry Eichengreen, profesor de economía de la Universidad de California en Berkeley.

Las implicaciones de una deuda pública que “ha llegado para quedarse” varían según el país, afirmaron, con naciones más endeudadas pero de mayores ingresos, como Estados Unidos, que probablemente puedan salir adelante con el tiempo, mientras que las naciones más pequeñas podrían enfrentarse a futuras crisis de deuda o a restricciones fiscales vinculantes.

A nivel mundial, las consecuencias podrían ser graves si el endeudamiento público desvía el capital de los países que aún tienen poblaciones en crecimiento y economías menos desarrolladas, dijo el profesor de economía de la Universidad de Cornell, Eswar Prasad.

“Esto nos sitúa en un escenario sombrío, pensando en las partes del mundo que son ricas en mano de obra pero pobres en capital”, dijo. Mientras las poblaciones de las principales naciones europeas, Japón, China y Estados Unidos envejecen, algunas naciones africanas como Nigeria siguen creciendo rápidamente.

Perspectivas pospandemia sobre las importaciones y la IA

La otra tendencia prepandémica que ha perdurado y se ha intensificado es una creciente apertura a políticas que van desde los aranceles abiertamente proteccionistas impuestos bajo el mandato del expresidente estadounidense Donald Trump hasta los esfuerzos del Gobierno del presidente Joe Biden para llevar la producción de cosas como los chips informáticos de vuelta a Estados Unidos.

El presidente del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca, Jared Bernstein, dijo en el simposio que las políticas industriales del Gobierno de Biden no estaban necesariamente inclinadas a favor o en contra de un mayor comercio internacional, ya que muchos de los bienes intermedios necesarios para fabricar chips de silicio, por ejemplo, serían importados.

“En mi opinión, las estrategias que estamos siguiendo, a pesar de la acalorada retórica, no implican ni más ni menos comercio”, dijo Bernstein durante un debate.

Otros señalaron que la invasión rusa de Ucrania, y el rápido divorcio de la red eléctrica europea de la energía rusa, fracturó uno de los preceptos clave de la expansión de la globalización: El comercio crearía asociaciones duraderas, si no aliados absolutos.

“Recuerdo una época, quizá más ingenua (…) en la que más comercio crearía amigos”, dijo Ben Broadbent, Vicegobernador del Banco de Inglaterra.

Pero la Directora General de la Organización Mundial del Comercio, Ngozi Okonjo-Iweala, afirmó que, aunque la pandemia planteaba cuestiones razonables en torno a la capacidad de recuperación del suministro mundial, sobre todo de productos sensibles como los farmacéuticos, la medida de reordenar los patrones de producción mundial corría el riesgo de dejar sobre la mesa oportunidades de crecimiento.

“Desde un punto de vista político, se puede entender lo atractivo que resulta decir que vemos las vulnerabilidades, así que vamos a intentar hacer negocios con quienes tienen los mismos valores que nosotros”, afirmó. Pero sea cual sea la estrategia – “nearshoring”, “friendshoring”, “reshoring”-, argumentó que “quizá haya que ir un poco más allá (…) Si se va a diversificar de todos modos (…) hay que extenderlo a quienes han estado al margen del sistema global”.

“Los amigos”, señaló, pueden cambiar, una afirmación punzante en un momento en que Trump, que apuntó los aranceles a Europa, se postula de nuevo y recientemente planteó la idea de un impuesto general sobre las importaciones.

Si hubo un posible punto positivo, fue el debate sobre los avances en inteligencia artificial como posible motor de una mayor productividad.

Pero incluso eso se contrapuso al posible daño que pueden causar las tecnologías y a los resultados de las investigaciones, que muestran que la innovación se está volviendo exponencialmente más difícil.

Además, los beneficios pueden tardar en llegar.

“Pienso en ChatGPT como en Peloton”, dijo Nela Richardson, economista jefe del procesador de nóminas ADP, comparando a la innovación de la IA con el fabricante de sistemas de bicicletas estáticas de alta gama. “Puedes poner todas las que quieras en una oficina en casa. Eso no significa que la gente vaya a utilizarlo”.

Fuente: Forbes.com

La empresa editora Radionautas.org y Feeling.Mx revistas online, agradecen cada una de las opiniones y comentarios en este sitio. Gracias a la entusiasta participación de lectores y oyentes como tú, que ejercen la libertad de expresión en este portal, aportan un valor importante. Estamos convencidos que Internet es la herramienta mas democrática para practicar la libertad de expresión y servir como medio de crítica y opinión. Deja un mensaje escrito aquí o envía un correo electrónico con audio mp3 adjunto a: correo@maxfeeling.com
Por el respeto a esta libertad de todos, debemos informarte que Feeling.Mx y Radionautas.org se reservan el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley y la dignidad de terceros. ¡Gracias por tu aportación!

Comentarios

comentarios, agrega el tuyo.

PIDE TU MÚSICA: 5 canciones cada 20 min

Visto hace un momento »

Lo último

Cargado, espera un momento.